Ir al contenido principal

Encuentran cartas póstumas

Luego de dos meses y medio de su trágica muerte, el miércoles pasado la esposa del destacado gestor cultural iquique, José Henríquez encontró cuatro cartas póstumas que permanecían guardadas entre varios documentos ál interior de unos cajones del taller mecáncio HG.
Esther Guerra, esposa de José Henríquez, es quien tiene en su poder estas cartas que están dirigidas a sus amigos Sergio Narvaes, José Quiroga y Mario Delgado. Existe un cuarto documento el cual está dirigido en forma genérica a sus clientes y proveedores que lo acompañaron en su empresa.
Las cartas están escrito a mano por José Henríquez y en ellas piden perdon por sus actos y también demuestra el profundo afecto que tenía por sus amigos y profesionales que lo acompañero en sus múltiples actividades como gestor cultural y apasionado del canto lírico. También se refiere al gran amor y cariño que tiene con su familia y, en especial con su esposa.
En las cartas demuestra su preocupación por el futuro de su familia y su esposa.
"El esperaba que continuáramos con el negocio del taller mecánico y que tanto le costó construir durante estos años", afirma Esther Guerra.
Desafortudamente la voluntad de José Henríquez en este aspecto no lo pudieron cumplir. A fines de diciembre el taller cerró sus puertas a sus clientes y durante estos días están desocupando las instalaciones del taller que estaba ubicado en Patricio Lynch con Wilson.
Su viuda explica que la decisión fue difícil, pero lamentablemente luego del deceso de "Pepe", como todos sus amigos lo llamaban, el movimiento de clientes disminuyó drásticamente y durante las últimas semanas el negocio no fue viable económicamente. La situación a afectado a la familia quien enfrenta problemas derivados del cierre del taller.
Un mejor futuro tiene la agrupación lírica que José Henríquez construyó en Iquique. Actualmente el organismo lleva su nombre y continúa funcionando con más de 35 afiliados.
Esther Guerra espera que el legado de José Henríquez perdure en el tiempo y que el canto lírico se transforme en una de las expresiones artísticas más recurrentes de Iquique.
José Henríquez fue declarado en forma póstuma como ciudadano distinguido en noviembre del año pasado por la Municipalidad de Iquique.
Pepe Henríquez tenía 63 años cuando falleció trágicamente el 15 de diciembre de 2004.

Comentarios

Popular Posts

Los criminales que estremecieron a Chile

A pesar de los años en que Julio Pérez Silva sembró el terror en Alto Hospicio, su caso no es único. En Chile existen varios sicópatas que mantuvieron en vilo a la comunidad y lograron burlar por varios meses a las autoridades policiales.
El caso más emblemático corresponde al Chacal de Nahueltoro. El 20 de agosto de 1960, Jorge del Carmen Valenzuela Torres, se acercó hasta su conviviente de 38 años de edad, Rosa Rivas, en busca de la pensión de viudez que la mujer debía retirar cada mes en San Carlos, Séptima Región. Pero en esa ocasión su pareja no tenía el dinero y por ello reaccionó en forma violenta. Tomó la guadaña con la que trabajaba en el campo, le dio muerte en el lugar. Luego, hizo lo mismo con los cinco hijos de la mujer, entre ellos, un bebé.
Horas más tarde, Quelo Dinamarca, dueño del Fundo Chacayal, encontró los cuerpos. De Valenzuela, nada se supo hasta un mes después, cuando la policía lo encontró en el campo.
El "Chacal de Nahueltoro" fue fusilado el 30 de…

El mutualismo y mancomunales

El mutualismo fue la principal forma de organización laboral que tuvieron los artesanos a fines del siglo XIX y principios del XX. En 1880 existían 39 de estas instituciones en todo Chile. Su objetivo era el mejoramiento material e intelectual del obrero sobre la base de la ayuda mutua.

Los integrantes de la directiva se preocupaban de la recreación y la formación de pequeñas bibliotecas. También trabajaban en torno a la previsión, la vivienda y el ahorro de sus afiliados. La principal diferencia de una mutual con el sindicato o cooperativa es que se interesan en la situación del obrero sin referirla a su relación con el patrón o con el Estado. Bajo esa perspectiva no se relacionaba con luchas reivindicatorias o enfrentamientos con las figuras de poder.

En tanto que las mancomunales fueron las organizaciones populares más significativas de la primera década del siglo XX. Nacieron y se consolidaron en las minas y puertos nortinos a comienzos de 1900.

Los objetivos en sus inicios no s…

Himno de Iquique

Canciones para la ciudad
El primer himno a Iquique fue compuesto por Baldomero Castro y utilizó el seudónimo de Justo Miralles.
Mario Bahamonde en su libro "Guía de la Producción Intelectual Nortina" indica que Baldomero Castro "compuso el himno en Pisagua en 1889 y está destinado a glorificar la epopeya de Iquique. Se cantó en todas las escuelas de Chile entre 1890 y 1897".
El segundo himno fue creado en 1936 por Roberto López Meneses, "Canto lírico a Iquique". En él enfatizaban las cualidades humanas de los iquiqueños, denominando a la ciudad "pueblo singular".
El tercer himno pertenece a Julio García y se cantó en la década de los 40 y los 50. La letra versa sobre el desierto, el mar, las gestas militares y deportivas.
El músico boliviano Gilberto Rojas, es el autor del vals de Iquique. Nació en Oruro el 10 de marzo de 1916 y falleció el 21 de marzo de 1983, a los 67 años.
La letra del vals se refiere a las bondades del puerto y señala el gran amor…