Ir al contenido principal

El mutualismo y mancomunales

El mutualismo fue la principal forma de organización laboral que tuvieron los artesanos a fines del siglo XIX y principios del XX. En 1880 existían 39 de estas instituciones en todo Chile. Su objetivo era el mejoramiento material e intelectual del obrero sobre la base de la ayuda mutua.

Los integrantes de la directiva se preocupaban de la recreación y la formación de pequeñas bibliotecas. También trabajaban en torno a la previsión, la vivienda y el ahorro de sus afiliados. La principal diferencia de una mutual con el sindicato o cooperativa es que se interesan en la situación del obrero sin referirla a su relación con el patrón o con el Estado. Bajo esa perspectiva no se relacionaba con luchas reivindicatorias o enfrentamientos con las figuras de poder.

En tanto que las mancomunales fueron las organizaciones populares más significativas de la primera década del siglo XX. Nacieron y se consolidaron en las minas y puertos nortinos a comienzos de 1900.

Los objetivos en sus inicios no se diferenciaron mayormente de las sociedades de socorros mutuos o de las mutuales, pero su originalidad estuvo en que, más adelante, asumieron características de centro de vida social y cultural.

La mancomunal no se salió de los marcos del sistema establecido, pero luchó en contra del sector patronal y postuló la transformación de las relaciones productivas. También tuvieron la particularidad de ser organizaciones típicamente chilenas.

En Iquique se fundaron varias organizaciones mutualistas. Las que lograron trascender fueron la Sociedad de Artesanos y Socorros Mutuos, fundada el 16 de noviembre de 1889; Sociedad Obrera Sudamericana de Señoras, fundada el 1° de enero de 1893; Sociedad Internacional Protectora de Señoras, fundada el 16 de julio de 1893; Sociedad Auxiliadora Chilena de Señoras, fundada el 10 de octubre de 1900; Sociedad Unión San Gerardo de Señoras, fundada el 16 de noviembre de 1913; Sociedad Orden Social de Señoras, fundada el 17 de agosto de 1938; Sociedad Arturo Alessandri Palma, fundada de septiembre de 1942, y Sociedad Unión y Cultura de Señoras, fundada el 18 de enero de 1946.

La mayoría de ellas fueron aglutinadas en marzo de 1939 cuando se creó la Federación Provincial Mutualista de Tarapacá.

Otra organización que prevalece hasta ahora es la Sociedad Protectora de Empleados que se fundó el 31 de octubre de 1891. En 1911 este organismo inauguró su tradicional edificio ubicado frente a la Plaza Prat, a un costado del Teatro Municipal.

Popular Posts

Recortes de prensa de la huelga de 1907 en Iquique

Para el investigador Sergio González la Matanza de la Escuela Santa María marcó para siempre el movimiento sindical y obrero chileno. Los hechos ocurridos el 21 de diciembre de 1907 no fueron olvidados, como tampoco las reivindicaciones sociales que exigían los trabajadores. Todas ellas permanecieron latentes hasta que en 1912 se fundó en Iquique el Partido Obrero Socialista.

Aparte de la importancia en la lucha social, la gran huelga del salitre da paso a la conciencia multinacional.

A juicio del sociólogo Bernardo Guerrero, el movimiento reivindicatorio tuvo como característica particular la participación de chilenos, peruanos, argentinos y bolivianos.

"Más que una sensación de chilenidad, que si existía, había además un ambiente de ser iquiqueño o tarapaqueño".


El Tarapacá: 24 de diciembre de 1907
El diario El Tarapacá consignó la matanza tres días después de ocurrido el hecho:

Los huelguistas Por mucho que reflexionemos al respecto no acertamos á comprender la obcecación…

Victoria, la última oficina salitrera

La oficina salitrera Victoria estuvo en funciones hasta 1979 y se convirtió en el último bastión de la historia pampina.

Victoria nació en plena crisis salitrera de los años cuarenta. Contaba con planta mecanizada y fue emplazada donde antes estuvieron Brac y Buenaventura.

La construcción de la salitrera fue de grandes proporciones. Utilizaron 2.200 toneladas de fierro para levantar las estructuras de los edificios de maestranza y los del pueblo. Para la edificación de los diez estanques de lixiviación o cachuchos, que tenían una capacidad de 23.000 metros cúbicos, se emplearon 17.000 metros cúbicos de piedra, 2.780 toneladas de cemento, 1.800 toneladas de fierro redondo de pulgada y media de ancho.

Para acondicionar el terreno en donde se instaló la planta se movilizaron 360.000 metros cúbicos de tierra. Además, fueron construidos 48 kilómetros de vías férreas para tener acceso a los rajos de la mina en los terrenos aún no explotados. En un principio utilizaron locomotoras a carbón…

14 cosas buenas que tiene Iquique y 11 propuestas para mejorar la ciudad

Costó que la gente entregará su opinión sobre las cosas buenas que tiene Iquique. Cada vez que abrimos el foro en www.estrellaiquique.cl,
los primeros en aparecer son los trolls sin nombre y apellido que no
dudan en encontrar todo malo en Iquique. Siempre describen a la ciudad
como una especie de campo de batalla donde solo tienes dos opciones
cuando sales a la calle: te caes por que la basura está esparcida en la
vereda o te asaltan porque los delincuentes están esperándote en la
esquina.
Ninguna de las dos opciones son reales. Iquique es un buen lugar para vivir y eso es lo que quisimos rescatar con este focus group que hicimos durante dos semanas. Estos son los resultados:
Lo bueno de Iquique1.- Clima.
2.- Playas y parques.
3.- Patrimonio histórico.
4.- Zofri y desarrollo económico.
5.- Desarrollo inmobiliario en altura.
6.- La cordillera.
7.- Ciudad multicultural.
8.- Frutas y verduras de la zona.
9.- Iluminación con energía solar.
10. - La pampa.
11.- Mamiña.
12. - Reciben a los inmigrantes.
13.- Su…

La historia que esconde la Rotonda Chipana en Iquique: Los inmigrantes Lucanos

La rotonda Chipana, ubicada en el sector sur de Iquique, alberga una escultura metálica que representa a Felicia Muscio.


Cuenta la historia que Felicia Muscio llegó a Iquique a fines de 1800 desde Nápoles, cuando desembarcó en Argentina y cruzó la Cordillera de Los Andes en un caballo con su bebé en brazos. Al llegar a Valparaíso emprendió el viaje a su destino final, Iquique, donde la esperaba su marido Vittorio Sciaraffia.
Con este relato, el escultor Antonio Masini plasmó lo que Felicia tuvo que pasar para reencontrarse con su amor y vivir una nueva vida lejos de su hogar.




"Felicia de Los Andes" como fue nombrada esta escultura que muestra a una mujer montada sobre un caballo y con su hija en brazos, fue enviada a hacer por la familia Sciaraffia en 2001 para rendir un homenaje a esta mujer que cruzó océanos para comenzar de nuevo.
La escultura alcanza los ocho metros de altura, por casi cuatro de ancho y tres y medio de profundidad.
En Iquique, el 22 de mayo los más d…