Ir al contenido principal

Encuentra tu ritmo: ¿Qué tan a menudo debes publicar nuevo contenido en tu sitio web?

Photo by Jakob Owens on Unsplash

Lanzar un sitio web para tu negocio es sólo el primer paso. Ahora que el sitio ya está disponible al mundo, es necesario que te preguntes ¿Qué tan a menudo debo publicar en él?
La respuesta siempre estará relacionada con el contenido y la respuesta que tendrá tu audiencia con el contenido publicado.
Lo más importante: No cualquier contenido publicado a cualquiera hora, fecha o frecuencia de publicación.
Tienes que llevar una estrategia para avanzar.
Es necesario que exista una mezcla positiva entre la cantidad contenido de contenido que publicas y su calidad.
La calidad del contenido lo podemos establecer siempre mirando a tus potenciales clientes y seguidores. Si el contenido responde a las inquietudes e intereses de tu público objetivo estamos hablando de calidad.
Ahora que tenemos claro que es necesario publicar contenido de calidad y es necesario establecer un ritmo adecuado, la pregunta a responder es ¿Qué tan a menudo debo publicar?
No existe una respuesta única para esa pregunta. Todo depende de tu negocio, de tu agenda de actividades y de tu audiencia.
Existen algunas pautas que te ayudarán a identificar la mejor frecuencia de publicación y que esta frecuencia no interfiera con el quehacer diario del negocio.

Establece el ritmo


Existe una relación directa entre la frecuencia de publicación en el sitio web y la cantidad de tráfico que se obtiene gracias a la frecuencia de publicación.
Un estudio de Hubspot descubrió que las empresas que publicaban artículos 16 veces al mes (alrededor de cuatro a la semana) obtenías 3,5 veces más tráfico que las compañías que solo publicaban cuatro veces al mes.
Sin embargo, estas cifras deben considerase con perspectiva. Una empresa de gran tamaño posee parámetros y capacidades distintas para crear y medir los contenidos que publica.
Para tener una mejor idea sobre cuan a menudo debes publicar, los mejor es revisar a tu alrededor. Investiga los sitios de empresas similares a la tuya (tamaño y audiencia).
Conoce a tu público y comprende qué es lo mejor para ellos. Puede que un post a la semana sea suficiente en tu caso. Todo depende lo que quiera tu público objetivo.
Otro aspecto que considerar es el tamaño de los posts. Algunas empresas triunfan con post de fotografías o videos con pequeñas descripciones de texto. Otros publican frecuentemente post con textos cortos que llaman a la acción. En ambos casos, este modelo les permite publicar gran cantidad de material en poco tiempo.
Pero nuevamente volvemos al tema local ¿Qué es lo que hace tu competencia?, ¿Qué es lo que prefieren tus potenciales clientes? Ahí está tu respuesta.

Escucha a tu audiencia más allá del comentario

Una manera de escuchar a tus clientes es la siguiente: Inicia un ciclo de publicaciones en tu sitio, cuatro publicaciones a la semana. Sigue con esta práctica por un mes y comienza a analizar el movimiento que se genera con tu audiencia. Revisa sus reacciones, el nivel de lectoría y también los comentarios que aparezcan. Analiza estos datos y las estadísticas del sitio.
Si tu tráfico de visitas no muestra gran movimiento, significa que no estás en sintonía con tu audiencia. En cambio, si las visitas y comentarios se mantienen y crecen, es que estás en un ciclo de publicación adecuado.
Si los resultados no son satisfactorios, modifica tu ciclo de publicación a una frecuencia menor.
Esto es un proceso de analizar y corregir periódicamente. No existe una fórmula exacta.
Según el mismo estudio de Hubspot, pequeñas empresas (de 1 a 10 personas) que publican al menos 11 post al mes tienen más tráfico que compañías del mismo tamaño que publican con menos frecuencia.
Pequeñas empresas que tienen una cantidad de post ya publicados que superan los 300 también reciben más visitas que su competencia.
También el estudio indica que los post más antiguos son los que suman la mayor cantidad de visitas. Esto reafirma que la calidad del material es lo más importante para una estrategia a largo plazo.
Por ejemplo, si tu negocio está asociado al fitness y lanzaste un blog para promocionar tu negocio, piensa en publicar contenido que dé a tus lectores información útil que los invite a visitar permanentemente tu sitio.
“Recomendaciones para tu primera maratón”, “técnicas para iniciar en el running” o “Cómo mejorar nuestra alimentación” son temas que se ajustan a tu negocio y que tienen validez atemporal.
Aunque hemos dicho que el volumen de publicación es importante, esto no implica que cada artículo publicado debe ser un texto de gran envergadura.
Existe otra manera de aportar contenido de calidad. Los videos y fotografías tiene un gran enganche con el público, en especial si consideramos que la audiencia está utilizando teléfonos móviles más que los computadores de mesa.
A veces, los post con mucho texto, para ciertas audiencias, pueden ser contraproducente. Todo depende de tu público. Tienes que conocerlos y luego, tomar decisiones.

Agenda el material

Agendar es la clave para asegurarte una frecuencia de publicación.
La mayoría de los sistemas de publicación, poseen la opción de agendar la hora y fecha de la publicación.
De estas manera te puedes programar y utiliza algunas horas a la semana para preparar y ordenar el material que será publicado durante los siguientes días.
No es necesario que diariamente estén pendiente de qué publicar.
Pueden agendar un día, para escribir los borradores, idear los temas y buscar el material; y otro día para la redacción y conformación de los post a publicar.
Lo mejor es crear una agenda y calendarizar los temas a publicar. Buscar un día a la semana para desarrollar tus temas y organizar un ritmo de trabajo que te permita avanzar en tu negocio y establecer un ritmo de publicación adecuado.
De la misma manera es necesario que hagas seguimiento a tus post. Revisa cuales funcionar y cuáles generaron mas tráfico o más comentarios. Ve qué temas mas le interesa tu audiencia y de esta manera afina y agenda el material para las siguientes semanas.

Popular Posts

Bailes de La Tirana

La gran variedad de colores, ritmos y coreografías es sin duda una de las principales características de esta festividad, donde cada baile expresa de manera distinta su devoción a la Virgen .

Los Chinos


Este baile tiene raíces post hispánicas y fue traído desde el Santuario de Andacollo. Aparece en La Tirana en 1907.
El baile chino posee una jerarquía especial, ya que ellos sacan a la Virgen en procesión. La tradición se impuso a fines del siglo XIX cuando Tarapacá estaba en pleno proceso de chilenización. El Baile Chino era reconocido como una institución antigua que nació en Andacollo, es decir, eminentemente chileno.

Los Chunchos El baile representan a los indígenas de la vertiente oriental de Los Andes con una estructura que nace en Bolivia y data de 1848. Hoy es el único baile del tipo tradicional selvático. Anteriormente estaban los Tobas, Callaguayas, Cambas, Chirihuanos y Llameros, los que asistieron a la construcción del nuevo templo de La Tirana.
Describen bailes en círculos…

La Reina del Tamarugal

Capítulo 36 Iquique Siglo XX La Reina del Tamarugal En La Tirana, un pequeño poblado situado a 72 kilómetros al suroeste de Iquique, se efectúa cada 16 de julio la fiesta religiosa más importante de la zona norte de Chile.
Ese día y durante la semana que lo precede, el Santuario cuadriplica su población con la llegada de peregrinos y bailes religiosos que se congregan para rendir homenaje a la Virgen del Carmen, la "Chinita", la Reina del Tamarugal, Patrona de Chile, Madre de Dios y Protectora de los Creyentes.
TRES ETAPAS Según los historiadores, el santuario de La Tirana desde su creación hasta hoy ha pasado por tres etapas:
La etapa andina que va desde el siglo XV al XIX.La etapa pampina que se desarrolló desde el siglo XIX hasta la mitad del siglo XX.La etapa contemporánea o moderna que surge a partir de 1950. Los orígenes del poblado se mezclan con la leyenda y señalan que su nombre se debe a una princesa Inca llamada ÑustaHuillac, la cual por su crueldad en contra de …

El mutualismo y mancomunales

El mutualismo fue la principal forma de organización laboral que tuvieron los artesanos a fines del siglo XIX y principios del XX. En 1880 existían 39 de estas instituciones en todo Chile. Su objetivo era el mejoramiento material e intelectual del obrero sobre la base de la ayuda mutua.

Los integrantes de la directiva se preocupaban de la recreación y la formación de pequeñas bibliotecas. También trabajaban en torno a la previsión, la vivienda y el ahorro de sus afiliados. La principal diferencia de una mutual con el sindicato o cooperativa es que se interesan en la situación del obrero sin referirla a su relación con el patrón o con el Estado. Bajo esa perspectiva no se relacionaba con luchas reivindicatorias o enfrentamientos con las figuras de poder.

En tanto que las mancomunales fueron las organizaciones populares más significativas de la primera década del siglo XX. Nacieron y se consolidaron en las minas y puertos nortinos a comienzos de 1900.

Los objetivos en sus inicios no s…

Casa del Deportista de Iquique

Alrededor de 18 años debió esperar la comunidad para contar con un recinto que acogiera los grandes espectáculos deportivos, frecuentes en las décadas del 50 y 60.


La Casa del Deportista "Guillermo Valenzuela Koster", enclavada en un comienzo en calle Tarapacá entre Barros Arana y Vivar.

El coliseo de cemento y emociones, diseñado por el arquitecto Mario Bravo, costó mucho sudor y demasiadas lágrimas a los dirigentes de antaño.

Lo básico fue adquirir los terrenos. El alcalde Pedro Munga los vendió al Consejo Local de Deportes, presidido por el doctor Juan Lombardi, en un lejano 13 de diciembre de 1949. La compra se concretó en 150 mil pesos y el sitio correspondía a el ex Mercado.

Los dirigentes de esa época acordaron que el recinto sería para el Consejo y se destinaría a las disciplinas del boxeo, básquetbol, vóleibol y tenis de mesa.

El martes 5 de septiembre de 1950 el arquitecto Mario Bravo dio a conocer el diseño estructural, precisando que el Estadio tendría una capac…